El señor del Coyol

Home/Noticias/El señor del Coyol

El señor del Coyol

  • Entrevista: Álvaro Carballo Pinto, Presidente, Coyol Free Zone.
  • El empresario pionero de las zonas francas en Costa Rica y presidente de Coyol Free Zone, nos da su mejor consejo: botar las cajas que encierran nuestras ideas.

Si es cierto que el destino marca el propósito del ser humano, el de Álvaro Carballo Pinto, empresario costarricense de 64 años, siempre estuvo ligado a la promoción de inversión extranjera en el país bajo la figura del régimen de Zona Franca.

Carballo Pinto, abogado y máster en Derecho Comparado por la University of Miami School of Law, fue parte del equipo que en 1979 redactó la primera Ley de Zonas Francas de Costa Rica y asesoró al Congreso en el proceso de conocimiento y análisis de dicha ley.

En su práctica privada se especializó en Derecho Corporativo, Fideicomisos, Banca y asuntos inmobiliarios y ha formado parte de varias juntas directivas de importantes empresas nacionales y extranjeras. Fue uno de los primeros asociados de la Coalición Costarricense de Iniciativas de Desarrollo (CINDE) y miembro de su junta directiva.

Por eso, no es de extrañar que años más tarde en el 2005, varios socios ticos, entre ellos Grupo Garnier&Garnier y Carlos Wong, entonces gerente general del parque industrial Global Park, se acercaran al ejecutivo para proponerle la creación de su primer proyecto con estas características: Coyol Free Zone (CFZ), una nueva zona franca ubicada en el Coyol de Alajuela dentro de una finca de 106 hectáreas, cuya dueña Carballo representaba.

 

Actualmente, Álvaro Carballo es presidente de CFZ, en operación desde 2007, y socio mayoritario de la desarrolladora costarricense CODE Development Group, a través de la cual está involucrado en el próximo lanzamiento de dos nuevos parques de zona franca, incluido uno dentro de un terreno de 100 hectáreas en Grecia de Alajuela.

Bajo su liderazgo, Coyol Free Zone ha logrado convertirse en sede de 29 empresas de la industria de Ciencias de la Vida y manufactura avanzada. Estas compañías exportaron US$2,071 MM en dispositivos médicos en el año 2019, lo cual representa un 58% de las exportaciones dentro del segmento de Manufactura del Régimen de Zonas Francas, según cifras reportadas por la compañía. La obra cuenta con 250.000 m2 en edificios construidos y ya alcanza el 80% del desarrollo de su terreno.

A pesar de su impresionante récord empresarial, el también padre de dos hijas, no se deja todo el crédito sobre el éxito de Coyol Free Zone y su reciente reconocimiento como mejor Zona Franca de Latinoamérica. “No hay una sola persona responsable del éxito de una empresa donde trabajan más de 50 personas y colaboran cuatro entidades”, dice Carballo.

El siguiente es un extracto de la entrevista que INversión INmobiliaria (IN) sostuvo con el empresario para hablar de su trayectoria, actuales y futuros proyectos y los secretos, si es que los hay, de una gestión empresarial de primer nivel.

IN: ¿Cómo surge la idea de crear Coyol Free Zone?
AC: Zona Franca Coyol tiene 13 años de estar en el mercado (2007) y se comienza a trabajar en la conceptualización y desarrollo del proyecto desde el año 2005. El proyecto surge como respuesta a la visión de un grupo de socios que identificaron la oportunidad de desarrollar un parque industrial con características para competir a nivel mundial. La experiencia en el desarrollo de parques industriales del Grupo Garnier&Garnier y Carlos Wong nos permitió llegar rápidamente a un acuerdo sobre la tierra y el capital necesario.

IN: ¿Desde siempre se pensó el proyecto como un parque industrial y de zona franca?
AC: Zona Franca Coyol tuvo claro su norte y misión desde la etapa de conceptualización del proyecto buscando atender cuatro sectores empresariales: Ciencias de la Vida, Logística, Electrónica y Servicios de Valor Agregado. Sin embargo, fue la preferencia de las empresas de la industria de Ciencias de Vida lo que lo convirtió en el cluster más importante del país para este tipo de empresas y en la Zona Franca No. 1 de Latinoamérica y el Caribe.

IN: ¿Por qué se le vio potencial a Coyol como ubicación geográfica?
AC: Fuimos pioneros en el desarrollo de la zona de El Coyol de Alajuela. Vimos la oportunidad de éxito para este desarrollo industrial considerando diferentes variables: la disponibilidad, medida (106 hectáreas) y características topográficas de la finca en la que se desarrolló el proyecto; su cercanía con el Aeropuerto Internacional Juan Santamaría; los accesos sobre las rutas más importantes del país (Ruta 1, Ruta 27 y Ruta 32); la cercanía con Puerto Caldera (37 millas de distancia) y la posibilidad de obtener las redundancias necesarias, en agua y energía eléctrica en la zona, así como otros servicios requeridos por las empresas. Algo clave fue la gran cantidad de recurso humano calificado (1,8 millones de personas) que vive en un radio no mayor a 40 kilómetros de distancia.

IN: ¿Cómo ha evolucionado CFZ desde entonces?
AC: Actualmente Zona Franca Coyol es reconocida como la Mejor Zona Franca de América Latina y la No.7 dentro del Top 10 de Zonas Francas del Mundo. Ofrecemos empleo a más de 16,000 colaboradores y somos sede de la operación de 29 multinacionales, de las cuales 7 pertenecen al Top 30 de empresas de Dispositivos Médicos en el mundo: Medtronic, Abbott, Phillips, Cardinal Health, Terumo, Smith&Nephew y Hologic.

La inversión realizada asciende a los US$400 Millones de Dólares (considerando tanto las inversiones de clientes como del grupo desarrollador por medio de capital y crédito).

IN: ¿Cuáles fueron los primeros inquilinos de Coyol Free Zone?
AC: Hologic Costa Rica fue la primera empresa (cliente ancla) en Zona Franca Coyol. Ellos ya operaban en el país y necesitan ampliar su operación. Hologic inició operaciones en Zona Franca Coyol en el año 2013 y actualmente, es una de las empresas más robustas y consolidadas en el parque. Hologic Costa Rica, emplea a más de 700 colaboradores en Coyol Free Zone y se especializa en el desarrollo de productos ginecológicos y mamarios para promover la salud femenina. Anualmente, exporta 440.000 unidades de dispositivos para la salud ginecológica y 626.200 dispositivos para el tratamiento de cáncer de mama.

IN: ¿Cómo se ha logrado atraer atención internacional al parque? ¿Cuáles consideran sus mayores aciertos para lograr ese objetivo?
AC: CINDE, PROCOMER y COMEX son entidades que hacen una excelente labor para posicionar a Costa Rica dentro de esferas internacionales. El apoyo y el trabajo conjunto con esas instituciones ha sido uno de los pilares de éxito para Zona Franca Coyol.

Adicionalmente, el parque por sí mismo aporta lo necesario para sobresalir a nivel internacional: una ubicación geográfica privilegiada, infraestructura de primer nivel (primer Smart Park de Costa Rica), amplia experiencia en construcción de inmuebles para empresas de naturaleza industrial (tanto a nivel de edificios como de mejoras internas, cuartos limpios, etc), apoyo a la empresas en la atracción y desarrollo de talento humano, el desarrollo de un ecosistema o red de suplidores y contratistas dentro del parque, las alianzas con Municipalidad y Gobiernos Locales, entre otros esfuerzos.

IN: ¿Cuáles han sido los momentos más retadores y que han generado mayor cambio o evolución para el proyecto en estos años de operación?
AC: Los momentos más retadores y que han generado mayor dificultad han estado relacionados con los cambios políticos que ha sufrido Costa Rica, así como los Estados Unidos de América. Estos cambios políticos inevitablemente han provocado una inestabilidad en la visita de potenciales clientes al parque y una amenaza a la atracción de inversión extranjera generada por una posible inseguridad jurídica en el país.

IN: ¿Cómo ha cambiado la gestión de CFZ y la atención de sus inquilinos con la pandemia?
Desde el inicio de la pandemia por el Covid-19 entendimos que era indispensable trabajar en 2 direcciones: la primera, desarrollando una serie de protocolos en conjunto con el condominio para la atención de las áreas comunes del parque, así como los servicios que se brindan a las empresas en transporte, incrementando la flota de buses de 409 a 620 unidades para reducir densidad y prevenir contagios. En segundo lugar, apoyamos todas las medidas y protocolos de prevención que adoptaron cada una de las 29 empresas que operan desde el parque.

Es interesante apuntar que la crisis del Covid-19 a nivel mundial brindó la oportunidad para que algunas de las empresas del parque expandieran operaciones en Costa Rica, lo cual nos ha permitido generar empleos nuevos para más de 2,000 costarricenses. Álvaro Carballo Pinto, Presidente, Coyol Free Zone

 

IN: ¿Qué viene nuevo para CFZ en términos de nuevas iniciativas? ¿Qué se espera para la era post-covid?
AC: Esperamos crecimiento en sectores de Servicios de Valor Agregado y Logística, con un fuerte impulso por el fenómeno del nearshoring, así como un crecimiento en la red de suplidores de las empresas establecidas en el parque.

IN: Sabemos que CODE tiene planes de invertir en un nuevo parque de zona franca en Grecia. ¿Qué nos pueden adelantar?
AC: CODE Development Group ha seleccionado una propiedad en la Región de Occidente. Se encuentra en etapa de due dilligence y oportunamente la daremos a conocer.

IN: ¿Cuáles consejos daría a emprendedores costarricenses que deseen innovar en este u otros campos de negocio?
AC: El primer consejo es pensar fuera de la caja y aún mejor “no tener caja para pensar”. Perseverar en el desarrollo de las oportunidades que haya en el mercado. Tener claro que los negocios no son instantáneos, requieren perseverancia, aprendizaje y visión de futuro. Estar al tanto de todos los cambios en la forma del negocio, la tecnología y la innovación sobre todo, analizando las posibles disrupciones y reinventarse cada cuanto sea necesario.

Siempre estar conscientes de que la empresa no sería nada sin los seres humanos que trabajan en ella, siendo estos su primera y más grande prioridad. Y finalmente, conocer muy bien a su cliente para entender cómo crear y adaptar su producto.

enero 12th, 2021|0 Comments

Leave A Comment